en ,

AN EXAMPLE FOR DE MUNDO

En menos de dos semanas, un movimiento cívico histórico, con dosis de reggaetón, creatividad al tope, mucho de indignación y pacifismo activo acabó con la renuncia del gobernador de Puerto Rico, Ricardo Rosselló. Un movimiento revolucionario sin precedentes en la isla. Revolución pura, sin quitarle una sola letra, solo agregándole ritmo afrocaribeño.

El #TelegramGate y las detenciones de varios exfuncionarios y contratistas del gobierno de turno (por un caso de presunta corrupción que incluye valores de más de US$17 millones) fueron la chispa que encendió la pólvora regada por más de una década en toda la isla caribeña.

Las 889 páginas del controvertido chat fueron reveladas por el Centro de Periodismo Investigativo, que recibió el documento completo por parte de una fuente anónima. Los mensajes muestran cómo Rosselló y sus asesores más cercanos intercambiaron mensajes misóginos y homofóbicos; memes y comentarios despectivos, sobre periodistas, políticos (inclusive de su cartera) y activistas.

CONVULSIÓN POLÍTICA, DEUDA Y HAMBRE

Puerto Rico se declaró en quiebra en 2017 para reestructurar alrededor de US$120.000 millones de deuda y obligaciones de pensiones. La isla vive una grave crisis económica, la más larga de la América Latina con una recesión que dura ya trece años, de gestiones ineficientes y corruptas, con una tasa de pobreza del 45%, un desempleo que dobla la media de Estados Unidos y una población que decrece por la emigración a Estados Unidos (medio millón de personas de sus 3 millones de habitantes). Y que tampoco supo accionar tras el paso del huracán María que dejó más de 4.500 muertos.

La identidad nacional de los boricuas no tiene discusión pero su estatus político es ambiguo. Puerto Rico es un Estado Libre Asociado, es decir que opera como un territorio que pertenece a Estados Unidos pero no es parte de ese país. Su grado de autonomía es escaso. Tiene su propia constitución y gobierno pero al no ser una república no cuenta con presidente sino un gobernador elegido por el voto popular.

El gobernador depende de una “junta” integrada mayoritariamente por personas que no nacieron en la isla. En la década de los 60 y 70, Puerto Rico fue generosamente financiado con ayudas y exenciones fiscales desde Washington, temerosa del contagio de la Cuba revolucionaria aunque el movimiento independentista portorriqueño era minoritario, fue tratado con mucha rudeza.

En los 90, dejó de interesarse por las inversiones en Puerto Rico. Y la alegría acabó. La “junta” empezó a endeudarse. Puerto Rico despidió 30.000 funcionarios, cerró centenares de escuelas y recortó fondos para la sanidad y el transporte. La austeridad trajo consigo pocos beneficios a la isla. Depresión de la economía y reducción poblacional.

REVOLUCIÓN CON IMPRONTA

Los líderes de esta revolución, de este hecho jamás vivido en el Viejo San Juan, fueron artistas boricuas de renombre como: Ricky Martin, Residente, Bad Bunny, iLe y Tommy Torres. Ellos oficiaron de mensajeros y comunicadores.

El ejemplo de Puerto Rico debe alcanzar los rincones más recónditos del mundo como lo hace la música, entrando a cada hogar sin exigencia alguna. Luego de la dimisión de Roselló los boricuas le mostraron al mundo como el poder de un pueblo unido, sin veneno político, sin coacciones ajenas a los intereses de la ciudadanía, hermanados por una causa común; puede lograr lo inimaginable, sin violencia, con perspicacia, alegría y en muy poco tiempo.

La canción “Afilando cuchillos” de Residente, Bad Bunny e iLe, es hoy el himno de esta revolución.

La corrupción que tienen en su gobierno es similar a la de otros países, porque la corrupción puede metamorfosearse pero en el fondo es más de lo mismo.

AN EXAMPLE BORICUA

Analizando en perspectiva y desde lejos el logro social de los boricuas, podemos re-entender porque el objetivo de cualquier facción política -argentina- que aspira a adquirir más y más poder, es dividir. El “Divide y triunfarás” del emperador romano Julio Cesar y los postulados más importantes de la propaganda nazi liderada por su ministro Joseph Goebbels; son ideas, postulados y metodologías que todavía siguen vigentes.

Puerto Rico tiene que tener claro que esta victoria fue solo una batalla, la «guerra» continua. En corto plazo, deberán atender a que el sucesor o sucesora de Roselló no sea solo un maquillaje de concesiones inocuas, deberán mantener la presión sobre sus funcionarios porque el sistema hará pequeñas concesiones para apaciguar las masas con la esperanza de que todos se vayan a casa, pero esto en realidad permite que los mismos poderes mantengan el control. A largo plazo la independencia, para dejar de ser un estado libre asociado y convertirse en un país libre y soberano.

Desafortunadamente la pelea por la libertad en el mundo está lejos de terminar pero esta revolución es un ejemplo perfecto de lo que sucede cuando las personas son empujadas al límite sufriendo suficientes abusos, cuando están exprimidas al máximo pero se encuentren unidas teniendo en claro que el enemigo, si es que existe alguno, está en frente y no al costado.

Comentarios desde Facebook

Deja un comentario

Emiliano Piccinini

Por Emiliano Piccinini

Periodista - Comunicador - Docente - Redactor y Editor de LaTapa - Reginense - Patagónico

LAS PENAS SON DE NOSOTROS

Hidrovalle: Sigue invicto y clasificó a los Play Off