El Intendente Marcelo Orazi actuó de oficio ante el incumplimiento de dos comercios de Villa Regina que abrieron sus puertas en la jornada de ayer, día en el que no está permitida la actividad comercial con atención al público.

En este caso, el Intendente realizó la denuncia ante el Juzgado de Faltas y, al mismo tiempo, el Departamento de Bromatología labró las actas correspondientes que también fueron remitidas al Juzgado.

Deja un comentario