Cumpliendo un estricto protocolo sanitario, el Instituto de Planificación y Promoción de Viviendas (IPPV) entregó 104 viviendas de General Godoy.

Se trata de unidades que forman parte del programa Techo Digno. “Esto fue gracias a un esfuerzo en conjunto entre la Provincia y el Municipio, que permitieron llegar a este acuerdo y realizar la entrega, siguiendo todos los protocolos y requerimientos que esta pandemia exige”, afirmó la interventora del IPPV, Inés Pérez Raventos.

Este plan trata de consensuar las distintas formas de acceder a las viviendas. “Nosotros seguimos sosteniendo que el sorteo es la forma más transparente y accesible para que las personas que más la necesiten puedan acceder a un domicilio”, aseguró Raventos.

La entrega se realizó con todos los protocolos y el distanciamiento requeridos, mediante turnos, es decir que cada diez minutos fueron acercándose las familias a firmar en mesas distanciadas en el gimnasio local y, seguidamente, se acercaron a visitar sus casas para verificar que esté todo en orden.

Estas viviendas tienen un plazo de entre cuatro y cinco meses para el comienzo de los pagos, de esta forma los adjudicatarios tendrán tiempo de asentarse e instalarse antes de comenzar a abonar las primeras boletas, un plazo que dentro del contexto de pandemia se hace muy necesario.

Deja un comentario