Las dudas sobre exposición son un clásico en fotografía. Seguro que habrás oído de todo, por lo que probablemente estés hecho un buen lío. Que si derechear el histograma, que si no, que si exponer aquí o allá, sumado a miles de conceptos que, cuando empezaste en esto de la fotografía, ni te imaginabas que existían.

Hoy te hablaré del concepto «derechear el histograma» de la forma más sencilla y comprensible que puedas imaginar, porque la vida ya es bastante complicada de por sí como para atragantarnos con según que conceptos y explicaciones 😉

Si empiezo hablándote de derechear el histograma pero no sabes qué es el histograma, mal vamos 😉 . Así que empecemos por el principio.

¿Qué es el histograma?

Es un gráfico que nos da la información de la luz de cada imagen. La zona de la derecha nos habla de las altas luces o las zonas más claras de la imagen, la zona del medio, de los tonos medios, y la zona izquierda, de los oscuros.

Seguro que has visto un histograma más de una vez, ¿te suena esta imagen?:

histograma bien expuesto“>
Histograma real

Veamos ahora qué representa:

Gráfico de histograma“>
Gráfico explicativo del histograma

Cada imagen tendrá su propio histograma dependiendo de la luz y tonalidades de la escena. Por ejemplo, una fotografía en clave baja, con un fondo negro y poca luz, aglutinará la mayor parte de información en los tonos oscuros (zona izquierda de la imagen).

” width=”500″>
Clave baja

En cambio, una fotografía en clave alta (fondo blanco con mucha luz), aglutinará la mayoría de información en la zona derecha de la imagen.

“>
Clave alta

Una fotografía con poco contraste, concentrará la mayor parte de la información en la parte central del histograma y una de alto contraste, apenas tendrá tonos medios sino que aglutinará la información en las luces y sombras casi exclusivamente.

Para profundizar y comprender el uso del histograma, te recomiendo este artículo.

Una vez presentado el histograma, vamos a ver qué significa derechear el histograma.

¿Qué significa derechear el histograma?

Derechear el histograma significa conseguir llevar las zonas de luces de una exposición lo más a la derecha posible del histograma sin sobreexponerlas.

Es decir, en cualquier escena, debemos intentar siempre sobreexponer ligeramente la imagen sin llegar a quemar las zonas más iluminadas.

¿Por qué derechear el histograma?

El motivo principal por el que se utiliza la posibilidad de derechear el histograma es para eliminar o reducir considerablemente el ruido en nuestra imagen y, por lo tanto, ganar nitidez.

Este hecho está ligado a la cantidad de información que conserva el sensor de los diferentes tipos de luces. Las luces más altas (siempre que no estén quemadas) son las que conservan mayor número de información y, por lo tanto, mayor calidad de información con la que poder trabajar en el procesado.

En cambio, las zonas en sombras, contienen mucha menos información con la que trabajar, cuanto más oscuras, peor, incluso aunque no tengas zonas subexpuestas. Y tener menos información, se traduce en peor calidad de imagen, en más ruido y, por lo tanto, peor nitidez de las zonas en sombras.

Sería un poco como cuando hablamos del formato RAW versus el JPEG, el RAW tiene muchísima más información de imagen con la que poder trabajar y obtener mejores resultados que el formato JPEG. Pues las sombras son un poco el formato JPEG versus el formato RAW, que serían las luces 😉

Aquí te muestro un ejemplo de una exposición con derecheo de histograma. Como las flores son blancas, la exposición en las luces está el máximo a la derecha posible sin que se queme la luz de las flores.

“>

¿Qué significa quemar las luces?

Cuando hablamos de «quemar las luces», hablamos de sobreexponer la imagen hasta el punto de que la información de esa zona se pierde por completo y es irrecuperable. Seguro que alguna vez te habrás despistado con los ajustes, o el flash te habrá jugado una mala pasada y conocerás de cerca los «peligros» de una imagen sobreexpuesta ;).

Por mucho que lo intentes, estas fotos no se pueden recuperar con una buena calidad de imagen.

Y como en casa de herrero, cuchara de palo, te muestro un par de imágenes donde el no vigilar con los ajustes, me llevó a tener una imagen sobreexpuesta. Las zonas en rojo (izquierda) están quemadas, por lo que no hay información y, si bien para el álbum familiar quizá no te importe, lo cierto es que intentar recuperar la imagen da mal resultado.

  • “>
    Imagen sobrexpuesta (indicador de altas luces activado)
  • “>
    Imagen sobreexpuesta (sin edición)

Al ver el desastre, corregí rápidamente la exposición aumentando la velocidad. La imagen está sin procesar pero con un histograma derecheado. Como puedes ver, la imagen está llevada hacia las luces pero sin quemarlas. Aquí la exposición es correcta aunque haya pequeñas zonas de la imagen en rojo. Esas serán blanco puro y ya está, pero partir de esta imagen para revelar comparada con la anterior, me dará mucho mejor resultado.

  • “>
    Exposición correcta (indicador de altas luces activado)
  • “>
    Exposición correcta (sin edición)

Ajustes recomendados

En general, pero específicamente cuando trabajes derecheando el histograma, estos ajustes son los más necesarios:

  • Trabajar en RAW: no tiene mucho sentido esforzarse para tener el máximo de información posible y luego no trabajar en formato RAW, que es el que contiene más información y el que te permitirá una mejor edición.
  • Activar la alerta de altas luces: la encontrarás en los ajustes de tu cámara y te avisa cuando las luces de tu imagen están sobreexpuestas.
  • Activar el histograma: como hemos visto, es imprescindible.
  • Modo de medición: puntual.
  • Mide en la zona más iluminada de tu imagen.
  • Sobreexpón una media de 2 puntos (asegúrate de que tu imagen no se quema vigilando el histograma siempre).

¿Cuándo no es aconsejable derechear el histograma?

En escenas de alto contraste no es aconsejable utilizar esta técnica cuando el centro de interés se sitúa en las zonas en sombra, te explico por qué:

El rango dinámico de nuestras cámaras es limitado (la capacidad de captar bien las luces y sombras de una imagen). Muchas veces, está en unos 7 a 9 pasos de diferencia entre las luces y las sombras de una imagen.

Si una imagen tiene un contraste elevado, quiere decir que hay mucha diferencia entre las luces y las sombras a nivel de pasos.

Esto se traduce en que la cámara es incapaz de procesar bien las luces y las sombras a la vez, lo que nos obliga a tener que «sacrificar» una de las dos luces, normalmente salvamos aquella en la que se sitúa el centro de interés de la imagen.

Si el centro de interés se encuentra en una zona oscura y nosotros derecheamos el histograma para exponer las luces, la cámara será incapaz de exponer bien las sombras (demasiados pasos de diferencia entre luces y sombras), por lo que las sombras quedarán inevitablemente subexpuestas.

En este caso, deberás elegir exponer bien las sombras y renunciar a tener las luces quemadas.

“>
No funciona para escenas de alto contraste

¿Cómo corregir las luces y sombras en el procesado?

Editar la exposición es muy sencillo en la mayoría de editores con los que trabajamos a día de hoy. Si tienes Adobe Lightroom, Adobe Camera Raw, Capture One, o un editor parecido, te será muy sencillo conseguir buenos resultados.

“>

Lo ideal siempre es empezar a corregir la imagen a través de los ajustes que nos permiten revelar la imagen por zonas. Es decir, es mejor empezar por las altas luces, las sombras, los blancos o los negros que por la exposición.

La exposición aumenta o reduce la luminosidad de forma homogénea en la imagen, mientras que los otros ajustes te permiten trabajar las diferentes zonas de forma independiente.

Aquí puedes ver una imagen con el histograma derecheado, donde las luces están lo más a la derecha posible evitando las zonas quemadas (izquierda) y una imagen revelada solo para la exposición (derecha).

Como ves, a través de los valores de altas luces, sombras, blancos y negros, he buscado que la imagen tenga el mayor rango dinámico posible sin quemar o subexponer ningún rincón.

  • “>
    Imagen «derecheada» sin editar
  • “>
    Imagen «derecheada» editada para la exposición

Y hasta aquí el artículo de hoy. Espero que te haya resultado ameno y útil, pero lo que de verdad espero es que te haya animado a probar esta forma de exponer en tus fotografías para mejorar el ruido en las zonas oscuras de tu foto.

Es cuestión de práctica, pero ya verás como mejoran los resultados de tus fotografías.

Ah, si te ha resultado útil, no olvides compartir este artículo antes de salir corriendo a hacer fotos derecheando el histograma :). Muchas gracias y hasta la próxima.

Deja un comentario